Choose your langue

Traductor
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Quiero esto en mi Blog!

sábado, 26 de noviembre de 2011

Felicidad, tortazo y catapum


La frase “Sólo sabemos que hemos sido realmente felices cuando dejamos de serlo” es cierta.
Por que vives en tu mundo de yupi hasta que te das el tortazo, y no es malo, alguna vez tienes que bajar de tu nube para saber como va el mundo realmente, para cerciorarte de si tu felicidad es correcta. El problema viene cuando no te acuerdas de la última vez que fuiste realmente feliz, por que cuando empiezas a sentirte alegre te das un tortazo y simplemente te quedas en el camino, y ahí, no es que te des cuenta de que estabas siendo feliz, si no que te das cuenta de llevas intentándolo mucho tiempo, pero que te quedas a medias.
Pero, como eres cabezota, y te niegas a estar triste, sigues intentándolo. Y conoces gente en el camino que te anima, te hace sentir bien, alegre, viva de nuevo. Pero cuando empiezas a olvidar la tristeza, se meten en medio la desconfianza, el egoísmo, el odio, el rencor, los rumores y las mentiras, y te vuelves a hundir, vuelves a caer. Y una de las personas que puede ayudarte a levantarte, a salir a flote, es la culpable de todo. ¿Qué haces entonces? ¿Llorar desconsoladamente? Si, es una opción, pero no soluciona nada. Necesitas que alguien aparezca y te empuje a seguir con tu vida, tu alegría, que devuelva la sonrisa a tu cara. Pero no es tan fácil, por que nadie suele hacer eso por iniciativa propia, necesitas pedir ayuda, pero eso, es lo mas difícil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario