Choose your langue

Traductor
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Quiero esto en mi Blog!

jueves, 23 de mayo de 2013

Quedate hasta el día que lluevan pianos.


Y entonces, de repente, aparece.
Y me coge y me arrastra. Con sus ojos infinitos de mar, como si supiera cuando tiene que salvarme de mis precipios.
Aparece y en un segundo mi caos se vuelve más nítido, y me estremece son esa media sonrisa de mezcla de sensaciones.
Y me llena el corazón a poquitos, cachito a cachito.
Y me busca, y yo me pierdo en los bares para encontrarnos en sus labios.
Y cada noche un nuevo bar, y cada noche menos miedos.
Y me gritan sus pestañas que quieren dormir conmigo. Y mis brazos le sujetan y le abrazan.
Sus manos juegan con mis piernas y mis dedos enloquecen por su piel. Por cada poro.
Y luego, el tic-tac, las agujas nos recuerdan que somos efímeros.
Le ganamos la guerra a la distancia y nos vence la casualidad.
Y yo que creía que "casualidad" era otra cosa..
Jugamos a no mirar relojes pero nos pillan en nuestra huída del tiempo. Y llega la despedida. Los besos. Los "Quédate".
Y más locura, y más ganas, y más alas.
Y venga olores que recuerdan a días de otoño cálido. Olores que al fin no queman la nariz.
Y me enamoro. De él, de lo que soy con él, de mí. Y me crezco y noto que vuelo. Que volamos. Como sea, pero juntos.
Y vuelvo a extasiarme en su lengua para decirnos "hasta luego" con los suspiros.
Siempre "hasta luego". Nunca un adiós.


No hay comentarios:

Publicar un comentario