Choose your langue

Traductor
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Quiero esto en mi Blog!

sábado, 5 de septiembre de 2015

Trescientos noventa y nueve días.

Trescientos noventa y nueve días, dos horas y treinta segundos llevo echándote de menos. Trescientos noventa y nueve días, dos horas y un minuto, llevo sin ver tu rostro. Tantos días, tantos meses, un año, segundos, minutos y horas. Latidos. Mi corazón ha dejado de latir desde que no estas. Te echo de menos, demasiado para poder soportarlo. Me he vuelto loca, he gritado, llorado y vuelto a gritar. Me duele, me duele el pecho, el estómago, la cabeza, incluso el recorrido de tus dedos por mi espalda. Me duelen los besos que me has dado y los besos que no me has dado desde hace trescientos noventa y nueve días, dos horas y tres minutos. Me duelen las caricias, las risas, los enfados arreglados con abrazos. Dioses, tus brazos. Esos brazos que tanto me han abrazado, acariciado y cogido en brazos. Trescientos cuarenta y nueve días, dos horas y cinco minutos sin estar a tu lado. Me duele, lo sabes, siempre lo has sabido. Me duele no verte, acariciarte, besarte, fumarte. Me duele el alma por no tenerte aquí a mi lado. Me duelen las palabras. Palabras que estoy utilizando ahora mismo para describir la única vez que hemos estado juntos. ¿Qué irónico verdad? Dolor. Siempre ha inundado mi alma, pero desde hace trescientos cuarenta y nueve días, dos horas y siete minutos, me duele aún más. Escríbeme, dibújame, fúmame. Que bellas palabras salidas de ti, palabras que eran solo mías. Palabras que solo me decías a mi. Palabras. Que rápido se escapan de nuestros labios y se pierden en el aire, en cambio si las escribimos siempre quedan en el recuerdo. Trescientos cuarenta y nueve días, dos horas y diez minutos he tardado en escribirte esto. Me duele, me sigues doliendo desde la primera vez hasta la ultima que me hablaste. Trescientos cuarenta y nueve días, dos horas y onde minutos.

viernes, 17 de abril de 2015

Primavera

Y parece, que poco a poco, todo vuelve a su sitio.
Cosas que perdí, y que nunca volvieron... en cambio, ella volvió. Fue un mes tan fatigado, tan inmensamente convulso... la tormenta barrió los campos y hubo que tener paciencia para volver a sembrar todo eso que llevaba creciendo desde el año pasado, desde ese mes de marzo
Primavera.
Había pasado un año y me encontraba el doble de peor que el anterior.La gente me notó diferente, muchos se daban cuenta de que me estaba transformando, que no era tan fuerte cómo creía, que aún seguía algo escondido ahí... me había convertido en una mariposa encerrada en un tarro de mermelada.
Y pegué el estirón. Y salí volando. Costó mucho esfuerzo y lágrimas y muchas noticias que nunca quise oír, pero tuve que escuchar.
Yo había vuelto a cambiar.
Luego llegó ese día,... yo no pensaba, yo no quería! Pasaba. Y vas tú y apareces.. como si nada, ¿echándome de menos? La cosa es que me hablaste. Eso me hizo replantearme el pasado.
Y el otro día, la mariposa volaba, sí, por fin. Apliqué esas bolas de papel a la práctica y me encaré a lo que me tocaba. Tú mirabas recordando, sonreías con nostalgia desde ahí, lo nuestro es como una lucha a ciegas.
No me creía nada.Nunca fui fácil de engañar si es de segundas, pero ese ''te echaba de menos'' ha sido el más sincero que he oído en mi vida. Intercepté tu abrazo y lo capturé como había sido siempre, y nos reímos de nuestra historia. ¿Es simple sabes? Al final siempre se queda lo que merece la pena.
Ese día mi misión se había completado. La que yo había llevado a cabo desde hacía varios meses... ¿no te decía que yo te había cambiado?
Era verdad.
Esa noche leíste en mis ojos la decisión que YO había tomado.
Y sí, la promesa seguía ahí, intacta, guardada en un baúl; junto con esa llave que había dado tanto mal.

-Metí la llave dentro para que cuando la quieras abrir consideres que romperse las manos es lo de menos.

domingo, 22 de febrero de 2015

Crecer.

Siempre he querido crecer. Hacerme mayor. Dejar de ser una niña. Poder ponerme un pintalabios sin que pareciese que trataba de ser algo que no era. No necesitar de nadie. No tener miedo. Ser fuerte. Tener experiencia. Siempre he querido que pasara el tiempo, empezar la carrera, luchar por algo y saber quien soy. Y lo cierto es que el tiempo ha pasado, y aunque puede que no sea tan ingenua como hace unos años tampoco han cambiado tantas cosas. Sí, voy a la universidad. Sí, vivo sola. Pero en el fondo sigo siendo la misma niña asustadiza que echa de menos los abrazos cálidos, el calor del salón cuando ponen la calefacción a primeros de Noviembre y el beso de buenas noches. Lo cierto es que he entendido perfectamente eso de que a veces no es necesario ver para sentir. He aprendido a echar de menos con una sonrisa, a encontrar a las personas en sus ausencias. Y tal vez eso sea lo que te hace ser mayor: ser consciente de que hay cosas que nunca cambian y que por lejos que estés las personas que te quieren están a tu lado en todo momento. Las necesitas, y las tienes.

sábado, 21 de febrero de 2015

No lo es.

Lo siento, no siempre es suficiente, quizás porque se utiliza muchas veces, como arma, como excusa. Pero cuando lo sentimos y lo utilizamos como es debido, cuando lo pensamos… cuando nuestras acciones dicen más que las palabras… cuando lo hacemos bien, lo siento es perfecto.

jueves, 19 de febrero de 2015

A media luz

Hay un sabor a sal conformado con gélidos gemidos que pasean su tristeza por las arenas de las playas mudas de muchedumbre.

Todas las formas de dependencia son iguales.
Viven, ni para bien ni para mal. Después, al final, uno se cansa de ellas. O se cansa o llega a un punto sin retorno. Una de las dos cosas.
Aun sabiendo que un día nos resultarían insoportables, las vemos volver como olas. Cambian de forma, lavan la playa, se expanden y se retiran, tranquilas, impetuosas.
Se repiten y después desaparecen.
Paisajes lejanos. La eterna playa de la vida que trae tensión y calma.

martes, 17 de febrero de 2015

Paralelo

Solía bajar corriendo las escaleras rumbo a la puerta y pensar que estabas ahí.
Así es como se forman esas bolas de cristal con agua y nieve dentro.Si lo necesitas, lo creas, eterno objetivo de los seres humanos.
Pánico por un minuto, por favor, no cierres los ojos.

domingo, 15 de febrero de 2015

Tiempo

Mira como cambia todo, tanto que da miedo. De soñar con un futuro a vivir un presente incierto
Apuesto a que tu vida no es tal cual la soñabas. Mas muros y mas murallas.

sábado, 14 de febrero de 2015

A.G.1

¿Quién decide cuando acaba lo viejo y empieza lo nuevo? No es un día del calendario, ni un cumpleaños, ni un nuevo año... es un acontecimiento, grande o pequeño. Algo que nos cambia, que nos da esperanzas. Una nueva forma de vivir y contemplar el mundo. Para dejar marchar los viejos hábitos, los recuerdos. Lo importante es saber que siempre se puede volver a empezar. Aunque también es importante recordar que entre todo lo malo siempre hay cosas a las que merece la pena aferrarse.

jueves, 12 de febrero de 2015

Lucha interminable

Me he propuesto pintar de colores las paredes de tu vida, plantar flores al margen del camino que recorres, sembrar de luces los túneles oscuros donde te pierdas y hacer que nazca música en los silencios que te agobien.

martes, 10 de febrero de 2015

1.000 años cantarán

Hemos cruzado los océanos más profundos, hemos escalado los montes tibetanos donde apenas podemos respirar.
Mi avión de papel ha volado por los siete mares hasta llegar a ti.
Y si no me crees, sólo pon tus manos sobre mí...

Algún día nuestras historias serán contadas y hablaran de un amor como este.

domingo, 8 de febrero de 2015

Él siempre estará

Por mucho que el eco rebote en mi cabeza, las estampidas sean más y más frecuentes, y por muchos golpes que en este tiempo me caen, de todo laberinto se acaba saliendo. Todo a que una mano me ayuda a levantar todas las mañanas; son las ganas de vivir, las ganas de soñar y de crear un futuro en el que todo va bien.

sábado, 7 de febrero de 2015

Un papeleo infinito para mantenernos unidos.

Dame toda tu paz y alegría, mirame cada segundo para no quedarnos atrapados, haz que todos los semáforos se pongan en verde, sostenme, sostenme muy fuerte, que sin ti me derrumbo. Y sonríe, eso es lo más importante, podría esperar mil años para verte sonreír otra vez.

jueves, 5 de febrero de 2015

Por perecer en lo bueno y en lo no tan bueno

Nos quedaremos ahí como estatuas de diferentes ciudades. Ambos guerreros de la misma guerra .Ambos vencedores de nuestros territorios. Ambos amados por el otro. Ambos unidos hasta el final.

martes, 3 de febrero de 2015

Shining your light my way

Si hablo muy despacio, si me esfuerzo mucho, si me miras muy cerca, mi amor, lo podrías entender.
Que tienes mi corazón.
Allá voy; te diré lo que ya sabes.
Si me amas, con todo tu corazón, si me amas, te haré una estrella en mi universo, no tendrás que ir a trabajar, pasarás todos los días iluminando mi camino.

domingo, 1 de febrero de 2015

Para que un ángel pueda volar

Habla por encima del ruido, por encima de los coches y de la lluvia.
Y no se porqué pero él cambia mi forma de ver el mundo. Me mira y hace que piense en él constantemente. Es el único que me sostiene.
Y ahora
Estoy lista para soportar todo lo que venga si tú estás conmigo.

sábado, 31 de enero de 2015

Una sensación volcánica

Cuando una mirada cruza los límites establecidos, cuando te das cuenta de que siguen revoloteando las mariposas en tu estomago cuando aparece, con esa sonrisa perfecta , con esa mirada indescifrable, cuando reconoces esa risa que llevas viendo desde que tienes uso de razón, esa forma de andar que serias capaz de descubrir en la oscuridad total. Ahí es cuando te das cuenta, que conoces cada uno de sus defectos y cada una de sus virtudes, y que absolutamente, te encanta.

jueves, 29 de enero de 2015

Que bonito nombre tienes...

Sé que algunos buscan por todo el mundo para encontrar algo como lo que nosotros tenemos. Conozco a gente que sería capaz de dividir el órgano más vital por un simple te quiero.
Por eso hoy, doy las gracias, las gracias a la felicidad por dedicarme una de sus mejores sonrisas en cuanto tú llegaste y te quedaste a mi lado.

martes, 27 de enero de 2015

Narcóticos

De verdad te echo de menos? No lo comprendo. Ya no sueño contigo, ya no lloro, ya no eres el motivo de mi sonrisa. Sí, pasé momentos felices a tu lado, pero nada comparado a los que vivo ahora. Porque el tiempo pasa, y con el tiempo te curas, te olvidas.
Miles de recuerdos tengo tuyos, y por eso los guardo, porque ese pasado a formado parte de mi. Puede que a ti no, pero a los recuerdos si les eche de menos, porque, en eso consiste ¿no? echar de menos cosas que te han gustado vivir, que te has sentido bien. Ahora solo se queda en eso, en "recuerdos" y nada mas. Porque ahora vivo cada día para vivir momentos mejores, para vivirlos y que se queden en mi memoria para siempre, porque soy feliz, porque le quiero, porque ahora él, me nubla el pasado y me ilumina el camino, y solamente parece perfecto si el va conmigo.
 Porque ahora, TODO, es mucho mejor.

domingo, 25 de enero de 2015

Tal vez olvidamos todo lo que somos cuando estamos juntos.

Y da igual todo lo demás, porque cuando recuerdas la primera vez que le viste, supiste que podría haber 50 tanques impidiéndote el paso, que tú vas a luchar por él, que te enfrentarías a un ejercito entero por verle en el último segundo de tu vida.

sábado, 24 de enero de 2015

Era un tiempo en el que miraba al futuro con más esperanza que miedo.

Dicen que a través de las palabras, el dolor se hace más tangible. Que podemos mirarlo como a una criatura oscura. Tanto más ajena a nosotros cuanto más cerca la sentimos. Si uno de estos pequeños granitos enferma, el resto del organismo enferma también. Pero yo siempre he creído que el dolor que no encuentra palabras para ser expresado es el más cruel… el más injusto.

viernes, 23 de enero de 2015

Sober

Nada fue real hasta que te marchaste completamente. De modo que ahí voy, con todos mis pensamientos que he estado guardando. Y ahí voy con todos los temores que pesan sobre mi.
Sé, que realmente aún no se ha acabado. Y no se si podría explotar o arder pero quizás al final de este camino pueda alcanzar a verme a mi misma. Así que no me preocuparé de que sea tarde, quiero hacerlo bien, sin comparar segundas opiniones, esta vez no. Ha sido un largo camino desde que dejé mis lágrimas en aquellas manos, pero sé que aún no se ha acabado.
Tanto tiempo y aún sigo aquí, me estoy poniendo mejor, sigue siendo difícil, tanto tiempo viviendo sin ti...
Tanto tiempo y aún lo recuerdo.

jueves, 22 de enero de 2015

La verdad rinde homenaje

Quieres más besos, más alcohol, quieres fumar más, llegar más tarde, conocer a más gente, quieres más liberad, ser más guapa, más especial, quieres ser la más deseada. Quieres tener a más tios, quieres que él te quiera más, que te llame más, quieres que se obsesione más por ti. Necesitas recibir más miradas, más piropos y tener un grupo de seguidores aún más adictos a ti. Deseas despertar más pasiones, más celos, más rabia. Quieres que la gente no te odie por tenerlo todo pero siempre quieres más.

martes, 20 de enero de 2015

Como una dulce canción tocada sólo para mi

No pretendo que me regales una historia de amor, ni siquiera un verano inolvidable, bueno quizá esto último sí. Quiero divertirme en tus brazos, devorar tus labios, tocarte, sentirte, quiero que lo pasemos bien, quiero por lo menos ser un recuerdo en tu vida, que pienses en mi, mientras vuelve mi imagen a tu cabeza y aparezca en tu boca una irrevocable sonrisa.

domingo, 18 de enero de 2015

Ese que ante todo ríe y ante nada llora.

¿Jugamos? Es muy fácil, te explico: Somos dos niños pequeños; Tú tienes un corazón y me lo pasas a mi. Juntos, tenemos que hacer que crezca ¿Sabes cómo? Con confianza, alegría, ilusión. Cuando el corazón tenga un tamaño considerable, tenemos que colorearlo rojo. MUY rojo. ¿Sabes cómo? Con caricias, abrazos, besos. Llegado a este punto, sólo tenemos que pasárnoslo sin que toque el suelo. Cada vez habrá más distancia entre nosotros, si no toca el suelo, esto se irá haciendo más fuerte, y duradero.

sábado, 17 de enero de 2015

No espero a nadie, esperar siempre duele

Al principio saltan chispas, una vez que esa luz se enciende comienzas a soñar, lo ves todo al revés, confundes la realidad de tal manera, que cuando de repente se apaga, te derrumbas. Y es que en la vida no se pueden esperar momentos buenos, ni malos. La vida cambia. Un día te despiertas tocando las nubes y otro te acuestas tirada en el suelo con mil heridas que no tienen cura, un millón de preguntas que no tendrán respuestas y un billón de respuestas de las que nunca te has planteado la pregunta. Sólo espera, ten paciencia. Porque el tiempo te dará la respuesta. Porque el tiempo va cambiando, pero la gente también. Porque aún queda un camino en la vida que debes escoger.

jueves, 15 de enero de 2015

Nothing to lose

Perdí el zapato escapando de aquel cuento que vivimos, decidí salir corriendo a consumirme entre el deseo y vino el tiempo, amargo tiempo que me quito el sueño. Debo ser autista de emociones que tú anhelas, dime entonces por qué me encierro en mi habitación a contar las estrellas. Ahora espero que me besen cuando duermo, que me enseñen a volar y me hablen de nunca jamás. Sigo buscando respuestas pero al parecer no llegan sigo en busca de la magia de caricias, de algo más...

martes, 13 de enero de 2015

Me quitaste la vida, me robaste todo el aire

Yo también me he sentido frágil cuando alguien me ha mirado fijamente a los ojos, yo también he visto mi mundo derrumbarse sobre mi espalda cuando menos fuerza tenía para sostenerlo, yo también necesito esa sonrisa para vivir, necesito mil motivos, mil movimientos, mil susurros… para sobrevivir día a día.

domingo, 11 de enero de 2015

Mon amour

¿Sabes cielo? Cuando te fuiste no me quedó ningún vacío en el corazón, que bah. En realidad, me dejaste empachada de ti. Un gran empacho de besos fresquitos y caricias que te hacer arder cada fibra de la piel. De abrazos que te estrujan los huesos y te quitan el pesar. Llenita de susurros que se quedan en escalofríos y palabras que se te graban en el corazón.

sábado, 10 de enero de 2015

In the sky

Tengo miedo de perderme, de no saber en que dirección caminar, de perder la luz y vagar por la oscuridad. Tengo miedo de dejar de ser yo, miedo de no reconocer mi reflejo, de perder el norte, el control. Tengo miedo de mirar a mi alrededor y no ver a nadie, de no tener un hombro en el que llorar, un amigo al que escuchar, una vela que soplar. Tengo miedo de la oscuridad, aunque mas miedo me da la claridad, ya que puedo ver venir los duros golpes que esta vida me da.

jueves, 8 de enero de 2015

De nuevo

Todos se aman en secreto, a escondidas. No tienen tiempo, ni fotos, ni tardes, ni si quiera planes pueden tener. Sus caricias son desesperadas como las primeras, y tristes como las últimas. Hoy sin embargo no se abrazan. Él no puede elegirla, ella llora y nadie nunca lo sabe.

martes, 6 de enero de 2015

Carpe diem.

Hace mucho que perdí la noción del tiempo. Hace mucho que deje de mirar los grados de mi botella. Hace mucho también que los rayos de la bola de discoteca ya no hacen daño a mis ojos.
Y no sabría decirte a que hora llegué, ni si es de día todavía. Quizás ya sea mañana. Tampoco sabría decirte quien es el tipo que se contonea junto a mi, quiere que le haga caso, creo que no debí haberlo besado antes.
No recuerdo su nombre, y el sabor de su beso, menos. No fue el primero, ni será el último de esta noche.
¿Quien organizo esta fiesta? me pregunto a menudo, y sigo sin encontrar la respuesta. Ya he perdido el miedo a caerme desde mis tacones. ¿Son 10 o 15 centímetros? Más importante ¿llevo zapatos? No estoy demasiado segura, solo sé que me siento poderosa.
Magnifica.
Exquisita.
Y aunque sé que en cualquier momento tropezaré y caere al suelo, en una pirueta poco digna no hago nada por evitarlo. Tampoco es la primera vez que me pasa. Pero, ¿que puedo hacer?
Nada, me digo. No puedes hacer nada, solo aprovecha el momento.
Carpe diem.

domingo, 4 de enero de 2015

¿Bailamos?

Algún día me gustaria poder decir que tu hombro es cálido y tu mano firme. Que me agarras con firmeza la cintura y que tus ojos me hacen olvidarme de mis descuidados pasos. Me gustaría decir que aquel fue el mejor baile de mi vida, inexistente. Y aquí estoy, sonriendo. Imaginado el roce de tu cabello contra mi pómulo que se me antoja seda. Quizás la música me haga olvidarme de quien soy, de quien eres. Ese sonido melodioso se encargará de recordarmelo, tu voz.

sábado, 3 de enero de 2015

12:00

Las gotas que resbalan por la ventanilla me acompañan de vuelta. Llueve a cántaros desde dónde estoy.
¿Sabes el camino de vuelta hacia mi casa desde el tranvía? Cuando anochece, se vuelve tan oscuro como el cielo que lo intenta iluminar. Son unos 7 minutos andando a paso rápido,quiero decir, el paso justo para prepararte para correr por si alguien te persigue con malas intenciones; pero hoy no me apetece llegar a ninguna parte.

11:59

Nunca entenderé a la gente que pasa tantas horas en su casa, si en la mía ya ni puedo respirar. Tampoco puedo estar tantas horas fuera, debido a que se me crea un bolo en el estómago incomestible al ver tantas manos entrelazadas por la calle,tantas miradas cómplices,tantos abrazos improvisados que se clavan como agujas al pisar la graba.

8:22

Nunca entenderé qué fue lo que hice mal, durante estos últimos meses para estar así. Así de mal. Tan impotente por no poder hacer nada, por tener que permanecer quieta, sufriendo, diciendo ''no pasa nada'' ''todo irá bien'' si las veces que lo he dicho ha salido peor. Todas esas cosas que aguanté a las personas que quería, y a las personas que odiaba, ¿valieron la pena?

7:02

Me da pena, que haya gente tan desagradecida y tan egoísta por el mundo. Quizá es porque yo soy así, porque siempre antepuse los sentimientos de los demás a los míos, porque preferí jugármela todo a nada y ahora la que no tiene nada soy yo.

4:55

- ''Nunca entenderé la facilidad con la que sonríes mientras lloras'' me dicen. No es facilidad, es costumbre. Ser fuerte no es algo con lo que naces. Te tienes que haber dado unas cuantas ostias para comprobarlo.
- Nunca entenderé de dónde sale tanta hipocresía, de parte de los que no me conocen, y tanta paciencia, dedicada a todas aquellas personas que no darían un duro por mí, y a las que trato como si fueran una parte importante.
- Nunca entenderé por qué dije que llovía a cántaros desde dónde estoy, si en realidad sólo llueve en mi cara.

2:36

Nunca entenderé cómo un corazón tan valiente y tan vulnerable, puede aguantar tanto dolor.

        00:00

jueves, 1 de enero de 2015

Bye Christmas! Wellcome 2015!

Sin duda ha sido el mejor año de mi vida. Sobretodo porque después de años y años deseando encontrar una razón por la que seguir, ha sido este el que has aparecido en mi vida y sólo por eso, ha valido la pena insistir una y otra vez.
Gracias por haberme encontrado, gracias por haberte quedado y gracias por haberme hecho la chica más feliz de la Tierra. Por seguir estando a día de hoy a mi lado.
Ha sido el mejor año, el primero de muchos mejores contigo. Adiós a un fantástico 2014, pero sin lamentos ¡qué el 2015 será mucho mejor!

¡Feliz año nuevo a todo el mundo!
Happy new year to everybody!